Usa el principio de reciprocidad para que tus clientes pasen a la acción


Es frecuente que a muchos empresarios les cueste que sus clientes realicen una acción favorable para su empresa:

  • Dejarles su contacto

  • Seguirles en redes sociales

  • Recomendar sus productos

  • Realizar una compra

Para conseguir que tomen acción podemos hacer uso del principio de la reciprocidad, uno de los recursos psicológicos más arraigados en la mente humana.

El principio de reciprocidad es el que lleva al ser humano a corresponder los favores que recibimos (aunque estos favores no hayan sido solicitados)

Por todos es sabido que el hecho de devolver favores es uno de los pilares de nuestra sociedad. Cuando un amigo o familiar nos hace un regalo nos sentimos en la obligación de corresponder el regalo.

Aquí os dejo 3 ejemplos muy sencillos de cómo aplicar el principio de reciprocidad a nuestras estrategias de marketing:

  • Generar contenido de valor gratuito: si realmente ayuda a nuestros potenciales clientes a resolver sus problemas se sentirán en deuda con nosotros y podremos llamarles a la acción.

  • Cupones de descuento al entrar en nuestra página web: Este regalo inesperado puede resultar de gran ayuda para activar la reciprocidad, especialmente si se acompaña de la generación de un sentimiento de escasez.

  • Pruebas o muestras gratuitas de nuestro producto o servicio: mes de prueba gratis, consultoría gratuita, envío de muestras de producto etc.

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Uno de los principales problemas que pueden enfrentar nuestros clientes de cara a adquirir nuestros productos o servicios es no estar seguros de estar tomando la decisión correcta. Los cuestionarios s

Si queremos que nuestros clientes usen nuestros productos y servicios para solucionar sus problemas debemos tomar el rol de guía. En las historias, el héroe no resuelve sus problemas por si mismo. Lo